Ingreso a suscriptores
Correo electrónico
Contraseña
Olvidé mi contraseña Entrar
ContÁctenosUsted está en Inicio / Número reciente / Una chispa de alegría
Volumen 13, número 5
Febrero 2020 - Marzo 2020
Volumen 13, Número 5

Una chispa de alegría



Mientras que el método KonMari es todo furor en hogares a través del país, todos los consultorios médicos y veterinarios son aún un relajo. Pero, ¿por qué compartimentar el orden y la alegría al hogar? ¿Por qué no deberíamos los profesionales veterinarios descubrir la libertad, productividad y serenidad que un consultorio ordenado puede traer?

Heather E. Lewis, AIA


La pregunta que usted se puede hacer al principio es - ¿Por qué? ¿A quién le importa? ¿Ganaré más dinero poniendo orden en vez de atender a pacientes y clientes? ¿En verdad es su responsabilidad hacerlo? ¿No hay suficientes presiones en la profesión tal como es? Pero, hay buenas razones para trabajar en un ambiente médico ordenado:

Manejo de riesgos biológicos. 
Los espacios médicos hacinados son difíciles de sanitizar. Todas esas cosas en los pisos y entrepaños son fomites en potencia.

Mejor manejo del inventario. Si usted desconoce dónde están sus insumos, tampoco sabrá si los recursos se están utilizando de manera responsable y rastreando con precisión. La relación entre la falta de un buen orden y un buen manejo de inventario lo conocen bien los gerentes de bodega. Nosotros podemos aplicar el mismo rigor a la medicina de pequeñas especies.

Salud mental. El desorden excesivo se relaciona con ansiedad (acumuladores). Aun en ambientes ligeramente desordenados, la sensación de bienestar se encuentra alterada. Sus clientes también pueden apreciar con facilidad el desarreglo. Se les puede distraer mediante montones de papel y otros distractores visuales también.

Comience
Pídale a cada miembro de su personal, que inicie esta jornada por su propia parte, en su espacio personal de trabajo, antes de llevar a cabo algo en común. De esta manera, cuando usted haga actividades de limpieza en grupo ya estarán ocupados de manera positiva. Permita que lo hagan al principio y aliéntelos de llevar a casa, reciclar donar o tirar los implementos que no necesiten ya en el hospital veterinario.

Organice un grupo de limpieza diario con tareas definidas. Dedíquele unas cuantas horas el viernes, ordene pizzas, y vaya a trabajar. Asígnele a cada miembro de su personal una zona del hospital con instrucciones de lo que debe hacerse con las cosas. Por ejemplo:

> Los medicamentos y suplementos expirados van en una zona para su disposición apropiada.
> Los libros se colocan en un espacio. Cuando su equipo ordene los libros pregunte: ¿alguna vez lo usarás de nuevo en el consultorio? En caso negativo que alguien se lo lleve a su casa o haga un donativo.tas al consultorio.

Busca un artículo

En este número
En todos los números

Buscar
Inicio | Mapa del sitio | Contacto
Veterinary Medicine en Español es una publicación editada y distribuida por
Revistas para la Industria S.A. de C.V. en México, Centroamérica y Sudamérica.

Veterinary Medicine es una publicación de Advanstar* VETERINAY HEALTHCARE
COMMUNICATIONS

Toda la publicidad, información y conceptos que se publican en Veterinary Medicine son responsabilidad absoluta de cada uno de los autores y firmas comerciales.

Copyright. Todos los derechos reservados | Ver políticas de uso | AVISO DE PRIVACIDAD
Atención a clientes:
Insurgentes Sur 605, Desp. 404-D. Col. Nápoles,
México D.F., C.P. 03810
Tel. 52 (55) 5659-8880, 52 (55) 5536-2100.
info@vetmedicineespanol.com.mx